2010/11/03

03112010-Ven motivaciones homófobas en la agresión a dos jóvenes en Bilbo


La Ertzaintza considera que la agresión que tuvo lugar durante la noche del pasado domingo en el Casco Viejo de Bilbo contra dos jóvenes, que fueron apuñalados por un grupo de menores, tiene motivaciones homófobas. Ambos jóvenes fueron apuñalados por un menor de 17 años de edad que posteriormente fue detenido por agentes de la Policía autonómica.

La agresión a los dos jóvenes se produjo en la Calzada de Mallona, en el Casco Viejo bilbaino, y en ella participaron cuatro menores de edades comprendidas entre 15 y 17 años. Fuentes del Departamento de Interior del Gobierno de Lakua sospechan que los apuñalamientos fueron cometidos por la misma persona, la cual fue detenida a mediodía del pasado lunes. El presunto autor de las puñaladas tiene 17 años de edad y fue arrestado tras haber estado fugado durante varias horas. Las mismas fuentes no aportaron ningún otro dato relacionado con su identidad.

El suceso se produjo en la medianoche del pasado domingo en las inmediaciones del ascensor que une el barrio de Begoña y el Casco Viejo.

Según el relato que aportó una de las víctimas, él y su amigo se encontraban en la citada calle cuando fueron abordados por otros cuatro jóvenes, quienes les rodearon y con los que empezaron a tener una discusión.

En estado «muy grave»

En el transcurso de la disputa, uno de los otros jóvenes, de 17 años de edad, les pegó puñetazos y les atacó con una navaja, según recoge el relato del denunciante. Como consecuencia del ataque, una de las víctimas sufrió importantes heridas en el abdomen y la otra recibió varios cortes en la espalda, aunque de menor gravedad.

Posteriormente, el grupo de menores abandonó el lugar de los hechos y fue perseguido por uno de los jóvenes agredidos, que también alertó a la Ertzaintza de lo ocurrido y facilitó una descripción de los sospechosos.

Tres de los implicados huyeron hacia la zona de El Arenal y poco después fueron arrestados por agentes de la Ertzaintza en la calle Santa María.

Mientras tanto, una patrulla policial encontró a la otra víctima junto al ascensor donde se habían producido los hechos. Los agentes comprobaron que el joven presentaba una herida sangrante en el abdomen, por lo que le trasladaron inmediatamente al Hospital de Basurto, donde ingresó en estado muy grave. Su amigo fue dado de alta horas después.

A raíz de la denuncia interpuesta por los jóvenes agredidos, la Ertzaintza ha llegado a la conclusión de que el citado ataque tuvo un «componente homófobo».

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada