2010/04/06

20100406- Condenadas a 18 años por matar a un transexual

Las dos mujeres compartían piso con un transexual al que humillaron, vejaron y maltrataron hasta matarlo

La Audiencia Provincial de Madrid ha condenado a 18 años y 9 meses de prisión a dos mujeres que humillaron, vejaron y maltrataron a un transexual al que mataron de una paliza después de que éste les hubiera permitido entrar a vivir en su piso.

La Sala considera probado que la víctima, Concepción G.O., quien se identificaba a si mismo como hombre y no como mujer y deseaba que la llamaran Roberto, era conocida de Dolores de los R.N. y de su pareja Ainhoa N.B., quienes tenían problemas de vivienda y utilizaban una chabola en las cercanías del parque sindical en Madrid.

Por esta razón Dolores le pidió a Concepción que ella y Ainhoa pudieran pasar algunos días conviviendo con ella en su piso. Al instalarse en la casa propiedad de Concepción se dificultó la relación que tenía la víctima con su pareja, Yolanda, quien se marchó del piso en enero de 2007. Así, a partir de febrero Concepción estaba sola en la vivienda con Dolores y Ainhoa.

"Aunque durante estos primeros meses de enero y febrero del año 2006 la relación entre Dolores y Ainhoa era correcta, Concepción, que era además quien con sus propios ingresos sufragaba todos los gastos de la casa, sin recibir absolutamente nada de ellas, no deseaba que continuaran viviendo en su domicilio porque las consideraba excesivamente violentas y agresivas", señala la Sala.

"Concepción falleció como consecuncia de los golpes que le propinaron en la cabeza"

Por este motivo, la víctima solicitó a sus inquilinas que abandonaran el piso pero, al no lograrlo, pidió ayuda a algunas de sus amigas. Estas le propusieron que si no quería dejarlas en la calle les ofreciera usar otro piso que Concepción tenía en un pueblo de Guadalajara.

Las acusadas continuaron en la vivienda y a partir de ese momentos comenzaron a presionar a la víctima, realizando todo una serie de vejaciones sin que la misma pudiera resistírseles, obligándola a firmar el 1 de mayo del 2007, en un cuaderno escolar propiedad de Ainhoa, que Concepción, "por voluntad propia, les autorizaba a ambas a permanecer en su casa hasta que consiguiesen su vivienda propia".

Una vez que se hicieron con el control de la situación, las procesadas cambiaron la cerradura del piso, quedándose ambas con las llaves y sin darle una copia a Concepción, se apoderaron de su teléfono móvil contestando todas las llamadas que recibía, no le permitieron salir nunca sola de la casa y mantuvieron cerradas las persianas de la habitación en la que dormía desde las que podía establecer una comunicación con los vecinos de la misma planta.

Tras una serie de coacciones, Dolores y Ainhoa comenzaron a golpear con frecuencia a Concepción, a imponerle castigos y humillaciones. "Toda esta situación produjo en Concepción una degradación física y psíquica que le mantenía prácticamente en un aislamiento absoluto. Perdió aproximadamente 40 kilos desde febrero del 2006 hasta el 1 de septiembre del 2007", recuerda la Sala.

El juez da por hecho que la noche del 29 de agosto Dolores y Ainhoa pegaron a Concepción "con tal brutalidad" que Concepción falleció la madrugada del día 1 de septiembre del 2007 como consecuncia de los golpes que le propinaron en la cabeza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada