2014/08/11

DEIA: según un informe del Observatorio La juventud vasca concibe con normalidad que alguien varíe de opción sexual en su vida

Dos de cada tres jóvenes así lo expresan, según un informe del Observatorio

Bilbao - Dos tercios de la juventud vasca (65%) consideran que, a lo largo de la vida, una persona puede variar de opción sexual y tener relaciones sexuales con hombres o con mujeres. Ese porcentaje se distribuye entre un 32% que está muy de acuerdo con esa afirmación y otro 33% que se muestra bastante de acuerdo. Por el contrario, un 18% no está de acuerdo con esta afirmación.
La diferencia respecto a la defensa del cambio de opción sexual es muy grande entre chicos y chicas. Los chicos se muestran de acuerdo con esta afirmación en un 58%, mientras que entre las chicas esa afirmación es respaldada por el 73%. Respecto a la edad de las personas entrevistadas -de entre 15 y 29 años-, no se aprecian diferencias significativas. El acuerdo oscila entre el 64% y el 66% en los grupos de edad analizados. El origen sí marca diferencias, y aunque el acuerdo con esta afirmación es mayoritario en ambos grupos, los porcentajes pasan de un 66% en la juventud nacida en Euskadi a un 54% entre aquellas personas jóvenes nacidas en el extranjero.
El acuerdo con que, a lo largo de su vida, una persona puede variar de opción sexual es mucho mayor entre los jóvenes que se consideran de izquierda (73%) que entre aquellos y aquellas que se definen de derecha o centro (56%). Entre la juventud del Estado español el acuerdo con esta afirmación alcanza el 65%, esto es, está al mismo nivel que en la juventud de la CAV. Sin embargo, si atendemos únicamente a quienes dicen estar muy de acuerdo con esta idea, se ve que son más en la juventud vasca (32%) que en la española (24%).
La homosexualidad
Por otra parte, nueve de cada diez jóvenes vascos (88%) rechazan la idea de que la homosexualidad sea una enfermedad y deba tratarse como tal. Pese a ser muy minoritario, hay un 6% que sí apoya esta idea, siendo algo mayor este porcentaje entre los chicos (8%) que entre las chicas (5%). El origen de la persona entrevistada marca las mayores diferencias en este sentido, ya que, mientras en la población joven nacida en Euskadi el grado de acuerdo con esta afirmación es del 6%, entre quienes han nacido en el extranjero el porcentaje de acuerdo se eleva hasta el 17%.
La idea de que la homosexualidad es una enfermedad y debe tratarse como tal es minoritaria tanto en la juventud que se considera de izquierda como en aquella que se posiciona a la derecha o centro del eje ideológico. En cualquier caso, los porcentajes de quienes dicen no estar nada de acuerdo con la afirmación son diez puntos superiores entre los de izquierda (83%) que entre los de derecha o centro (73%).
A nivel del Estado español también la gran mayoría de la juventud se opone a la idea de que la homosexualidad sea una enfermedad (86%), pero el porcentaje de quienes no están nada de acuerdo es algo superior en la CAV (76%) que en el Estado español (69%) concluye el informe del Observatorio Vasco de la Juventud.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada