2014/04/15

EL PAIS: La ley de unión civil reanima la discusión sobre derechos LGTBI en Perú

Activistas entregaron firmas en el Congreso en favor de la unión civil / E. Castro (REUTERS)

La Defensoría del Pueblo y el ministerio de Justicia han recomendado al Congreso aprobar el proyecto de ley de unión civil de las personas del mismo sexo, que en septiembre pasado fue bloqueado en el Parlamento. Este sábado, en su programa radial semanal, Juan Luis Cipriani, el arzobispo de Lima, propuso que la decisión fuera consultada en un referéndum, al igual que la aprobación del protocolo de aborto terapéutico. Desde entonces, líderes de opinión, abogados y activistas discuten si la unión civil es o no un derecho fundamental de la población LGBTI. Si lo es, no es debatible en un referéndum, de acuerdo a la Constitución.
El autor del proyecto de ley, el congresista Carlos Bruce, debatió la noche del domingo con un miembro del opus dei, el exministro Rafael Rey, acerca del tema. Rey dijo que “se han puesto muy nerviosos” con la propuesta del Arzobispo de Lima, jerarca que pertenece a la misma prelatura.
Bruce, conociendo que la mayoría en Perú no está de acuerdo con la unión civil (el 65% se opone según una encuesta de septiembre) alegó que están en cuestión los derechos fundamentales de unos dos millones de peruanos, aproximadamente.
La Defensoría del Pueblo (DP), ente que supervisa las labores de las entidades públicas, señala en un informe que Perú se encuentra en el puesto 113 de 138 países evaluados en torno al reconocimiento y garantía de los derechos de la población LGTBI.
“Sufren una situación compleja en la que son discriminados de modo cotidiano y sobre dicha discriminación existe una aceptación social que no deberíamos permitir que se siga manteniendo”, afirma el documento elaborado por la Adjuntía de Derechos Humanos de la DP.
La Defensoría destaca que la Constitución de 1993 establece que nadie puede ser discriminado “por motivo de origen, raza, sexo, idioma, opinión, condición o de cualquier otra índole”, e indica que la frase última puede entenderse como la orientación sexual y la identidad de género.
En el párrafo final del reporte, no solo recomienda aprobar el proyecto de ley de la unión civil no matrimonial de personas del mismo sexo, sino que exhorta al Congreso a “promover un debate que se fundamente en la obligación del Estado de garantizar a la población LGBTI un trato igualitario y digno, como lo exige la configuración democrática y social del Estado peruano”.
El proyecto de ley de unión civil establece los derechos y deberes de carácter patrimonial y no patrimonial derivados de la unión de dos personas del mismo sexo, denominados “compañeros civiles”.
En una entrevista a un canal de cable difundida la noche del lunes, Mario Vargas Llosa se manifestó en contra de la propuesta de referéndum del cardenal Cipriani: “Estoy absolutamente a favor de la unión civil y del matrimonio gay. Yo estuve en España cuando este se aprobó. Es un paso fundamental de los derechos humanos. Si hubiese tenido un hijo homosexual, le hubiese dicho 'vamos, luchemos juntos en esto’".
El columnista Juan Carlos Tafur, con ironía, planteó que también se consulte en referéndum si los peruanos están de acuerdo en que la iglesia católica pague impuestos como el resto de iglesias en el país.
Preguntado sobre la propuesta de Cipriani, en una entrevista radial, el defensor del Pueblo, Eduardo Vega, declaró el lunes: “quiero referirme a lo que dice la Constitución: el referéndum no puede ser utilizado para suprimir o disminuir derechos fundamentales, y si estamos frente a un proyecto que reconoce derechos como el derecho a la igualdad y no discriminación, y el derecho al libre desarrollo de la personalidad, no cabe un referendum”.
La vicepresidenta Marisol Espinoza –del partido de gobierno Gana Perú- reaccionó a la propuesta del jerarca de la iglesia limeña sin claridad, pero respondió a la prensa que las partes –enfrentadas en este debate– deben expresar sus puntos de vista por los medios aceptados legalmente.
Otro de los defensores de la posición del arzobispo de Lima es el médico y exprimer ministro del gobierno de Alejandro Toledo, Luis Solari, quien en una entrevista en Canal N intentó confundir el aborto –ilegal– y el aborto terapéutico que está previsto desde 1924 en la legislación peruana.
La Comisión de Justicia del Legislativo anunció la semana pasada que debatirá el proyecto de ley en los próximos días, mientras tanto el Colectivo Unión Civil entregó el martes al parlamentario Bruce una lista de 10.000 firmas en respaldo a la iniciativa de ley y ha convocado a una ‘Marcha por la igualdad’ el 13 de abril. El congresista Bruce recibió además, el apoyo a la norma por parte de congresistas de Concertación Parlamentaria, Frente Amplio (izquierda) y un representante de Fuerza Popular (fujimorismo).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada