2013/08/24

EL PAIS: Protesta contra la homofobia ante la Embajada rusa en Madrid

Manifestantes protestan ante la Embajada rusa en Madrid. / Samuel Sánchez
Rostros cubiertos con caretas del presidente ruso, Vladímir Putin, y manos arriba pintadas de rojo. Esta es la escena que se ha vivido este viernes ante la Embajada rusa en Madrid, donde un centenar de personas ha exigido la derogación de las leyes homófobas recientemente aprobadas por el Kremlin. Los manifestantes han sujetado banderas arcoíris y pancartas en las que se leía Stop homofobia. “Ha sido una reacción popular”, comenta el creador del evento en la red social Facebook, Óscar Olmo, quien, sin representar a ningún colectivo en particular, ha buscado una manera para dirigir un mensaje de protesta contra difícil situación que está viviendo el colectivo LGTB —gais, lesbianas, bisexuales y transexuales— en Rusia.
El debate ya lleva tiempo en el aire. Estalló antes incluso de que la Duma aprobara el pasado junio la ley que prohíbe la propaganda de la homosexualidad entre los menores, y que prevé multas para aquellos que hablen o difundan la idea de que la homosexualidad es algo normal y comparable a las “orientaciones sexuales tradicionales”. Pero se ha recrudecido al calor de varios vídeos que circulan por Internet hasta poner en el disparadero los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi, a orillas del mar Negro, de 2014 Políticos y organizaciones llamaron a boicotearlos en una polémica que ha obligado a Rusia a garantizar que estarán abiertos “a todos”. Durante el recién clausurado Mundial de atletismo, celebrado en Moscú, varios deportistas tomaron parte a favor o en contra de las leyes antigais de Putin.
A la concentración de hoy en Madrid han acudido, entre otros, Boti García, presidenta de la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB), y la conocida drag queen española Shangay Lily. La FELGTB ya había expresado su preocupación por la “gravísima situación de violencia” que sufre el colectivo en Rusia, y su presidenta se ha felicitado por la espontaneidad de la iniciativa de hoy. "Tiene que ser la sociedad misma la que condene y denuncie la homofobia”, ha considerado. Según las organizaciones defensoras de los derechos LGTB, esta legislación ha contribuido al incremento de los episodios de violencia contra el colectivo por parte de grupos neonazis y homófobos.
El comunicado del acto lo ha leído Óscar Olmo. En él, el creador del evento ha exigido al Kremlin que derogue las leyes homófobas y rechace y tome medidas severas contra la violencia impune que sufre el colectivo LGTB en Rusia. “Me llegaron las imágenes brutales de las palizas y de las torturas y me sorprendí de que no hubiéramos hecho algo antes”, ha comentado. En la carta se volvió a llamar al boicot de los Juegos de Invierno, ya que según la presidenta de la FELGTB, si se mantienen las leyes represivas, en Sochi “no habrá nada que celebrar”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada