2014/11/26

EL MUNDO:El diagnóstico tardío sigue siendo el talón de Aquiles del VIH en España

SALUD PÚBLICA Día mundial del sida
El número de nuevas infecciones por VIH en España se mantiene estable desde hace cuatro años, pero también lo hace el porcentaje de casos diagnosticados de forma tardía, que vuelve a rozar el 50% (aunque ha disminuido de forma no estadísticamente significativa desde el año pasado). Este dato hace difícil reducir las nuevas infecciones ya que, según los expertos, son los seropositivos diagnosticados tardíamente la principal fuente de las mismas. La razón: las personas que reciben tratamiento con antirretrovirales reducen drásticamente las posibilidades de transmitir el VIH.
Las nuevas estadísticas sobre VIH en España las han presentado hoy en rueda de prensa la directora general de Salud Pública, Calidad e Innovación del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad (MSSSI), Mercedes Vinuesa y la subdirectora general de Promoción de la Salud y Epidemiología, Elena Andradas con motivo del Día Mundial del Sida 2014, que se celebrará el próximo 1 de diciembre.
En el año 2013 se notificaron un total de 3.278 nuevos diagnósticos de infección por VIH, pero el 46% fueron localizados de manera tardía. Por esta razón, destacó Andradas, la principal prioridad del Plan Nacional de Sida y las comunidades autónomas es rebajar este porcentaje, que en 2012 fue ligeramente superior, cercano al 48%. "Ponemos especial énfasis porque son los transmisores de nuevas infecciones", subrayó Andradas que aclaró que "el objetivo principal" sigue siendo disminuir el número de nuevas infecciones.
Los casos notificados de VIH en 2013 suponen una tasa de 10,3 por 100.00 habitantes, una cifra que sitúa a España a niveles "similares a los países del entorno pero superiores a la media europea". Todas estas razones explicarían el lema escogido por el MSSSI para este Día Mundial: "El sida no es algo del pasado. Tenlo presente".
En los datos aportado por el Ministerio se ha puesto de manifiesto que el 80% de las nuevas infecciones son de transmisión sexual, mientras que un 4% corresponden a usuarios de drogas por vía parenteral y menos de un 1% a transmisión vertical, de madre a hijo. Se desconoce la vía de adquisición de un 15% de los nuevos casos diagnosticados.
De entre los grupos con conductas de riesgo, sigue siendo el más preocupante el de hombres que tienen sexo con hombres (HSH),que supone el 51,2% de los nuevos diagnósticos, frente al 28,5% de las personas con relaciones heterosexuales. Los varones siguen siendo los protagonistas de la infección, ya que el 85% de los nuevos diagnósticos se dio en este género y el mayor número de caso entre los 30 y los 34 años.
Andradas comentó que los HSH son un "grupo prioritario" para el Ministerio en el que "se han concentrado muchos esfuerzos" aunque, destacó, son grupos "muy sensibilizados", lo que quizás podría explicar que sean los menos afectados por el diagnóstico tardío.
Respecto a posibles medidas para resolver el hecho de que sigue habiendo una falta de uso del preservativo, la técnico del Ministerio descartó que se estuviera planteando aprobar el uso de la terapia preexposición aunque, anunció, sí se está analizando el uso de quimioprofilaxis postexposición, asunto sobre el que se publicarán guías próximamente. "Nosotros seguimos concentrados en promover el uso del preservativo", declaró Andradas.
Entre los datos positivos que se extraen de este año, un descenso entre las personas nacidas fuera de España, cuyos nuevos diagnósticos han bajado del 41% en 2008 al 35,6% en 2013.
También es positivo el porcentaje de personas diagnosticadas con la infección que están sometidos a tratamiento y que supera el 90% de los seropositivos.
Sin embargo, se calcula que entre el 25% y el 30% de la población infectada por el VIH en España desconoce su situación, por lo que no pueden tratarse y son perfectos candidatos a trasmitir el virus, lo que hace insistir al Ministerio en la necesidad de hacerse la prueba del VIH, para lo que han llevado a cabo distintos acuerdos con comunidades autónomas para reforzar las sospechas y el diagnóstico del VIH. Entre ellas, Andradas ha destacado el estudio piloto en Centros de Atención Primaria que se está realizando en siete comunidades autónomas (Madrid, Andalucía, Valencia, Baleares, Galicia, Canarias y País Vasco) y la ciudad autónoma de Ceuta y que pretende que los médicos de familia animen a sus pacientes a hacerse la prueba del VIH.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada