2014/01/18

EL MUNDO: Un presunto asesinato homófobo indigna a la comunidad gay

BRASIL Manifestación en São Paulo para exigir Justicia 

  • La muerte de un joven homosexual fue registrada como suicidio pero la familia discrepa
  • El cadáver, totalmente desfigurado, presentaba claras señales de agresión y tortura 

    La policía de São Paulo encontró el pasado sábado debajo de un puente en el centro de la ciudad el cuerpo de un joven homosexual de 17 años con claras señales de agresión y tortura. Totalmente desfigurado, Kaique Augusto Batista dos Santos fue hallado con una barra incrustada en la pierna, sin dientes y con los dedos de las manos rotos. El cuerpo fue llevado al Instituto Médico Legal como indigente y su óbito fue registrado como suicidio.
    Pero el adolescente fue identificado y, enseguida, tanto familiares como amigos de la víctima discreparon de la versión del suicidio ante el estado del cuerpo. Aseguran que Kaique, que acababa de salir de una fiesta gay, fue víctima de la violencia homófoba, ya que nada apuntaba a pensar que se quería suicidar, según explicó su hermana Tayna a los medios locales.
    Según el Instituto Médico Legal de la ciudad, el cuerpo de la víctima quedó fuera del refrigerador hasta que el miércoles la familia llegó para identificar a la víctima, debido a la falta de plazas en el depósito. La policía sospecha que el estado del cadáver desfigurado puede tener que ver con esa circunstancia y no con una paliza o tortura, informa el diario' Estado de São Paulo'.
    Abierta una investigación
    Mientras se investigan la causas de la muerte, la comunidad gay ya se ha pronunciado en contra de lo que consideran claramente un homicidio con tintes homófobos, hasta el punto de que durante la tarde del viernes se celebró una marcha en São Paulo en contra de la homofobia y para exigir justicia.
    En su blog en la revista 'Carta Capital', el diputado Jean Wyllys, uno de los grandes referentes de las reivindicaciones del colectivo LGBT en Brasil, se pregunta "¿cuándo Brasil va a reaccionar contra la homofobia?". "En otros países, (...) este asesinato sería una noticia que conmovería a la sociedad", afirma, y lo compara con el asesinato del joven chileno homosexual Daniel Zamudio, "que hizo que el Gobierno y la oposición coincidieran en la necesidad de políticas públicas para afrontar los prejuicios contra la población LGBT". En Brasil, está siendo redactada una ley que criminaliza la homofobia, si bien existen presiones para que no sea aprobada hasta después de las elecciones presidenciales del próximo mes de octubre para no perder de este modo el apoyo de las bancadas (grupos mixtos de presión en el Congreso) religiosas.

    Violencia contra los gays y las lesbianas

    Un joven español gay residente en São Paulo, que prefiere mantenerse en el anonimato, afirma que "la homofobia está mucho más presente en el día a día brasileño que en el español". Asegura que no ha reconocido su condición en su trabajo, donde escucha comentarios sobre otras personas como: "Es un buen chico, el único problema que tiene es gay" . "Aquí se da por hecho que no puedes besarte con tu pareja del mismo sexo en la calle, un poco por miedo y un poco por vergüenza", asegura el español, que también denuncia haber sido increpado en mitad de la calle sólo por andar de la mano con su novio. "Es curioso que siempre se dice que el problema de la homofobia tiene que ver con la educación, porque yo he tenido más problemas con gente de clase media-alta que tiene carrera universitaria", añade.
    En junio del año pasado, la secretaría de Derechos Humanos del Gobierno publicó un informe sobre violencia contra gays y lesbianas. Las denuncias por homofobia aumentaron un 166%, pasando de 1.159 en 2011 a 3.084 casos en 2012. Otro estudio llevado a cabo por el Grupo Gay da Bahia (GGB) apunta a que 338 personas pertenecientes al colectivo LGBT (Lesbianas, gays, bisexuales y transexuales) fueron asesinadas en ese mismo año, lo que supone un aumento del 27% con respecto a 2011 (266). El estudio, realizado a partir de informaciones recogidas por ONG y por reportajes publicados en los medios de comunicación, incluye suicidios, personas que fueron asesinadas ante la creencia de que eran homosexuales y también brasileños LGBT asesinados fuera del país.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada